domingo, 29 de marzo de 2009

La conquista del Caribe

La explicación del choque de civilizaciones que se dio cuando se descubrió América, no se puede explicar si no se tiene claro el marco histórico en el cual este suceso ocurrió. Europa, aunque el renacimiento había "oficialmente" comenzado, seguía siendo eminentemente medieval. Los conquistadores que llegaron a América eran medievales.
Cristobal Colón, quien fue el que llevó la empresa al cabo, tuvo la idea de que la tierra era redonda y que sería más fácil llegar al oriente por el occidente. La misma idea que antes ya se había tenido en la Grecia clásica y que, gracias a los árabes llegó a nuestros días —y quizá a Colón.
El almirante de la mar océano zarpó del Puerto de Palos con tres naves:
La Santa María, antes La Gallega, con un puente de 22m; velas: maestra, 2 bonetas, trinquete, cebadera, mezana, vela de gabia y batel. Cabían 40 hombres.
La Niña, antes La Santa Clara, donde cabían 24 personas.
Y La pinta.
El 7 de ocrtubre de 1492 en La Niña se escucha el grito de ¡Albricias!, porque han visto loros. El 8 ven 8 pájaros de campo y un papagayo. El 11 ven una caña, un palo y yerba flotando en el agua.
Colón ofrece un jubón de seda al primero que vea tierra, sin embargo los reyes ofrecieron por eso mismo mil maravedís, hecho que Colón jamás revela a su tripulación. Esa misma noche, Colón cree ver algunas luces en el horizonte. Y a las 2 a.m. del día 12, Rodrigo de Triana da el grito de ¡Tierra! Colón le niega el jubón de seda (y los secretos mil maravedís) porque asegura que él mismo, con las luces que vio momentos antes, descubrió la nueva tierra.
La primera literatura novohispana es escrita por Cristobal Colón: hace un poema donde habla de las amazonas y gente con cola u hocicos de perro.
Los pobladores de las islas del Caribe a las que llegó Colón lo ven como una deidad y Colón sabe aprovecharse de eso. Se descubren, para el viejo mundo, en ese viaje las hamacas y el tabaco.
Los aboríogenes que Colón descubre visten únicamente pintura roja y negra.
La Santa María se rompe y tiene que dejar 30 hombres, así que funda el Fuerte Navidad.
La lista de las islas que visitó son en este orden (y según el que les otorgó el propio Colón): 1° Guanahani (significa isla de las iguanas), bautizada como San Salvador, 2° Isabela, en honor de su benefactora, 3° Fernanda, en honor del rey, y 4° Juana, en honor de Juana la loca.
A su recorrido lo iba plagando de nombres según el humor suyo y de la tripulación, a saber: Cabo Hermoso, Cabo Lindo, Cabo de la Estrella, Cabo de la Campana, Río de la Luna, Valle del Paraíso, isla de la Amiga...
El regreso de este viaje no es tan bueno, pues una tormenta lo hace tomar tierra en Portugal, donde el mismo rey que le había negado el apoyo antes, ahora manda a la nobleza a recibirlo.

El segundo viaje que hace Colón sale con 1,200 hombres de guerra en 17 naves. Ahora tiene en sí los títulos de almirante, virrey y don. La nueva nave capitana es La Santa María, antes La Marigalante. Lleva también 10 yeguas, 3 mulas, puercos, becerros, cabras, vacas y ovejas. Artesanos, labradores, frailes y gente de mar. En este viaje van personalidades como Juan de la Cosa, Ponce de León, Alonso de Ojeda, Michell Cuneo y Diego Colón.
Cuando llegan a América son recibidos a punta de flechazos. Cuneo acosa a las indias. No se encuentra a los cristianos que dejaron antes. Rodean La Española y ven dos cadáveres. Colón no se explica cómo es que "los indios más pacíficos" —según el mismo dijo el viaje anterior—, fueran capaces de un acto tan cruel.
Se funda cd. Isabela en un lugar donde el mar no hace puerto, y Colón manda a su flamante ejército a buscar oro, pero sólo regresan con dos puñados. Todos empiezan a murmurar en contra del almirante y virrey, y como Colón teme por su vida, decide mandar a 10 naves por insumos a la península. Mientras tanto Colón se va a explorar el Caribe dejando a su hermano Diego y a Diego Margarit a cargo en la nueva cd. Colón recorre Cuba creyéndola la India y descubre Jamaica, a su regreso a cd. Isabela viene sin oro y con gota.
Bartolomé Colón, que andaba haciendo su vida por Francia y que, al enterarse de que su hermano era almirante virrey y don, hace acto de aparición. Cuando llega, Margarit y el fraile Buil toman sus 3 naves y se regresan a Europa con todos los descontentos. Hay muchos enfermos, pero los sanos fuerzan a las indias y toman a los caribios como servidumbre.
Colón inventa los impuestos: el tributo: cada 3 meses los indígenas deben juntar una campanita de Flandes llena de oro en polvo, los que pagaban eran recompensados con una medallita de latón que se colgaba al cuello; quienes no también estrenaron las penas y castigos brutales. Al que se atreve a hurtar (pena que no aplicaba a peninsulares) le cortaban orejas y nariz.
Mientras tanto, en España, la reina escucha las quejas de los que han ido con Colón en su segundo viaje, y ella, que lo quiere tanto no lo puede creer; sin embargo es la reina y si le demandan justicia, tiene que dar justicia; así que manda un juez.
En América, Cristobal Colón se huele lo que pasa en España, así que manda a su hermano Diego como su abogado y con un regalo para ablandar a la reina: 1,500 indios en 4 carabelas, de los cuales mueren 200 en el camino y obviamente a nadie le importa.
A Colón sólo le quedan 4 naves, pero un huracán aparece convierte a 3 en astillas y girones. Obviamente los frailes pensaron según el estamento medieval del que precedían y dijeron. "Castigo de Dios".
El almirante propone construir una nave con las sobras, y se construye la primera embarcación americana: La India. Ésta se va a España junto con La Niña (la única que se salvó) con todos los europeos sanos que quedaban en América.
El 15 de marzo de 1493 (3 años y 3 meses antes), Colón llegó con gloria, ahora entraba cabizbajo con 225 hombres muertos de hambre y 30 indios que sobrevivieron la travesía. No obstante Colón era un hidalgo, y un hidalgo es alguien que no necesita trabajar para vivir (pensamiento medieval a fin de cuentas); así que una cadena de oro que pesaba 600 castellanos se la ponía de collar (¿o cadena?) a un indio que siempre lo acompañaba. El estatus ante todo.

En su 3er. viaje, Colón apenas logró reunir 6 naves. Nadie quiere ir y tuvo que recurrir a criminales. Cosa que las leyes permiten (porque a América sólo deben ir cristianos, y sólo cristianos porque el papa le ha dado a España el "permiso" de señorearse en todas las tierras que descubra, siempre y cuando se "comprometan" a evangelizar a todos sus habitantes).
Los únicos amigos que tiene Colón son Luis de Santángel y Gabriel Sánchez (tesorero del rey y tesorero de la audiencia), judíos que se salvan de milagro en la España antisemita. Los demás no son amigos sino socios.
El derrotero esta vez lo llevó por Trinidad, La Asunción, La Concepción, Venezuela (el paraíso terrenal, como lo llamó), La Española (no a cd. Isabela sino a Sto. Domingo, donde quedaban 160 hombres con el mal francés —¿lo habrá llevado Bartolomé?—). Cuando Bartolomé gobernó vino el hambre y la primera revolución en tierras americanas, organizada por Francisco Roldán. Cuando llega Colón se le ofrece a Roldán para apaciguar y hace un reparto de tierras. Colón impone la horca. Cuando llega Bovadilla, el juez que envió la reina, encuentra dos horcas servidas y 17 hombres en fila para alimentarlas. Todos hablan contra Colón, y le dicen al juez que planea entregarle las nuevas tierras a Génova. Los 3 colones se van de América.
(Colón, en su testamento, pone que un porcentaje de su dinero, guardado en el banco de St. Jorge —en Génova— se destine para aliviar de los impuestos a los genoveses y para que se mantenga la casa de Colón.)
Colón llega a España con cadenas, a pesar de que el que lo detuvo le ofreció quitárselas, ¿a dónde podría escapar en altamar?; pero Colón quiere llegar como mártir.

4to viaje.
Al año y 3 meses que salieron hay unos náufragos en Jamaica: niños de 13 y 14 años con Colón. Se alimentan de cazabe, chica y truecan con los indios. Antes de naufragar piden ayuda en La Española, pero Colón no tenía derecho a pisarla. Mandó cartas que nadie sabe si fueron leídas.
Año y medio le costó conseguir el permiso del viaje: quería descubrir el estrecho que lo llevara al otro mar, y a su vez a la India. Salió con 140 viejos y niños. Llegó a Veragua, Panamá; y allí encontró más oro en cuatro horas que en 4 años, pero perdió las naves tras 88 días de tormenta. Con él estaba su hijo Fernando de 13 años. En estos días Colón empieza a delirar y escribe en su diario que está sólo a 10 jornadas del Ganges.
Mientras tanto, los indios deciden ir a matar a los europeos: hay guerra. Colón huye a Belén y posteriormente a Belpuerto.
Diego Méndez, un valiente, clava un palo en una canoa y se va a ver a los reyes con una carta de Colón. Para su suerte llega a La Española y convence a un navío de rescatar a Colón. Cuando llegan a España la reina agoniza. Colón pide una mula para ir a ver al rey, pero el permiso demora. El permiso de montar mulas era exclusividad de los obispos. Colón habla con su hijo y le recomienda a Americo Vespucci. Fernando se casa con una germana: Germana de Foix.
Mientras tanto, Felipe el hermoso, esposo de Jana la loca, llega a España para parar a su suegro: Fernando. Hay intrigas en toda España. Y entonces a Colón le llega el permiso de montar la mula.
Pero muere, muere con mucho dinero y sin amigos.

Santo Domingo

Colón representa la España que muere con Isabel. Los problemas Felipe vs. Fernando siguen, Felipe tiene de su lado a los soldados alemanes (de donde también era rey) y a los castellanos. Se rumora que la esposa de Fernando es patialegre, y aún así se vive bajo el favor de la corte.
La Española y Santo Domingo se descubren por completo. El Caribe se ensancha: se descubren sus contornos. Santo Domingo es la primer "ciudad" americana (funadada por Bartolomé Colón)que pueda llamarse así. Bobadilla es el primer gobernador y rige desde la casa de Colón. Sólo él puede pactar la guerra o la paz.
Llega un huracán que arrasa con Santo Domingo y Oviedo decide construir con piedra, traza calles, iglesia, fortaleza, hospital, cárcel, catedral y universidad.
Los habitantes usuales eran españoles, negros e indígenas. La Española se vuelve cárcel y lugar para no deseados en europa, pero todos cristianos católicos.
No hay oro, pero se trabaja la caña que vale oro y por eso la villa florece. Comienzan las pugnas entre franciscanos y dominicos.
La reina Anacaona, primera entre los indios, le organiza a ovando fiestas de hasta 300 doncellas de las que él puede disponer a su antojo. La isla está poblada de muchos don nadie como Juan Ponce de León y Hernán Cortés, que pronto serán hitos históricos (el primero descubrirá La Florida y San Juan, el segundo destruirá el imperio mexica). También están Juan de la Cosa, Américo Vespucci, Alonso de Ojeda, Vicente Yáñez Pinzón, Bastidas, Balboa (descubre el Pacífico), Pizarro (Perú), Heredia (Cartagena), Días de Solís (mar con su nombre), Sebastían del Campo y Diego Velázquez (Cuba); y Alonso Niño y Cristobal Guerra que viajan a Venezuela donde se quedan por 61 días. Obtienen tantas perlas que, a su regreso pasan por la Española y despiertan la codicia de todos por ir a descubrir y conquistar.
Los indios se sublevan, es la primera revolución de los autóctonos, la segunda americana. Las razones: explotación en las minas y zafra, los abusos, esclavitud, la muerte. De hecho para no sufrir los indios comenzaron a suicidarse y preferían matar a sus bebés antes de que fueran esclavos. Todo eso los avispa. Los dominicos, en esa ocasión más humanistas, están con ellos.
Pero Oviedo lo arregla todo, le ofrece a Anacaona una fiesta española para hacer las paces: se juntan todos los prinicpales y varios indios que, a una señal de Oviedo fueron presos y muertos. Todos excepto Anacaona, a quien se dio muerte ejemplar: horca en la plaza. ¿Se acaban los indios? Eso no es problema, siempre se puede mandar a las Lucayas por más.
Hay tanta abundancia que el tosorero en una fiesta, pone saleros con oro en polvo en vez de sal.
Llega finalmente la casta: Diego Colón se aparece con el nombramiento de virrey.
Se da la primera revelión negra (3era. de América), que es apagada por el virrey en persona con 20 hombres a caballo que salen a cazar negros como deporte.
Llegan los frailes jerónimos por peticipon de Las Casas, él creía en una utopía (que se dará en Paraguay en una comunidad comunista, con pueblos de sólo 300 indios, etc..)
En 25 años la isla cambia radicalmente.

El Pacífico

Hay Caribe con contornos: islas y tierra firme. No hay un continento todavía pero se presiente. Con 4 naves, Vicente Yáñez Pinzón se va al Amazonas. Con dos, Diego Lepe va más al sur. Son hijos de nadie. De las Guyanas a Veragua no hay nada, Rodrigo de Bastidas descubre esa costa, pero naufraga. Logra llegar a Santo Domingo con dos arcones llenos de oro. Obviamente lo encarcelan para que no se divulgue el secreto. Se busca el Darién y el golfo de Urabá. Allí los indios viven en los árboles. ¿Quién será el gobernador de esta tierra? Porque en España muere Felipe el hermoso y Fernando vuelve a la regencia. Alonso de Ojeda y Diego Nicuesa. Fundan San Sebastián, una ciudad simbólica. Todo va mal. Ojeda se va a Santo Domingo por ayuda y le encarga el changarro a Pizarro, porque Enciso que había ido antes por ayuda nada más no llega. Pizarro deja San Sebastián y funda la Santa María Antigua del Darién del otro lado del golfo. El orden se pierde y nombran (mejor dicho: se hace nombrar) capitán a Vasco Núñez de Balboa, que llegó a América siendo un polisón. Colón, Diego, le confirma el puesto.
Y Balboa: muerte a los traidores, alianza con indígenas. Es por eso que se entera del mucho oro y otro mar. Los indios se lo quieren echar al plato, pero se salva desponsando una india. Pide al rey mil hombres para descubrir y conquistar el otro mar, también le pide que no mande bachilleres por ser tan malos para el provecho de esta tierra gente leída.
Fernando, el rey, se pira, quiere birlarle la fama a Balboa y manda un nuevo gobernador con la orden de ponerlo preso. Su gobernador descubrirá, por orden real, el Cipango y La Castilla de Oro. Manda a Pedrarias Dávila de 60 años, un viejo espléndido y cataléptico, casado con Isabel Bovadilla. Sale con 22 naves y dos mil hombres.
Pero Balbo se entera y sale con modestos 190 hombres. Llegan a pto. Alcalá y de allí sigue sólo con 67. Desde un monte al que sube solo para que sólo él pueda verlo primero (avisado de que de allí se veía por un indígena) ve por primera vez el Pacífico, nombrado el mar del Sur. 4 días después llega a la costa para tomar posesión de él para S.M.
Cuando Pedrarias llega no lo encarcela, el rey le pide que lo tenga en estima (ya sabe que le descubrió un mar). No obstante Pedrarias le hace juicio de residencia. Balboa escapa al Pacífico. Lo descubren. Para calmar las cosas Pedrarias desposa a su hija (en España) con Balboa: una boda virtual. Balboa contruye naves en la costa de la mar del Sur.
Mientras eso pasa la colonia del gobernador Dávila muere de hambre, hay guerras con los indios. Dávila culpa a su yerno y lo acusa con el rey.
Pedrarias lo apresa, juzga y le dicta sentencia. Pizarro le corta la cabeza a Balboa.

Carlos V

Al morir Fernando, Carlos tiene 15 años. Es muy buen jinete pero habla mal latín. Allí se pueden ver sus preferencias académicas. Lo coronan cuando muere Maximiliano en Alemania. Después le llega la corona de México. Gobernará 40 años.
Del caribe sólo se conoce la mitad y aún faltan La Florida y México.
Cuando se dirige a Tordesillas para besar a su madre loca, unos tipos se le acercan y le entregan un disco de oro de parte de Cortés.
Otras cosas
En Cuba no hay casa de piedra, sólo gente aventurera o con probleas con la ley. Los del pueblo le piden a Hernández de Córdoba que sea su capitán. Él puede pagarlo y hacerlos ricos a todos. Con él llegan a Cozumel, después a Yucatán. Allí ven casas de piedra y oro. Tienen batallas y producto de ellas cuando regresan, muere Hernández de Córdoba. El gobernador, que es Diego Velázquez, le deja la empresa a su sobrino: Juan de Grijalva, quien va y hasta se entrevista con Moctezuma en el Puerto Banderas, a través de sus emisarios. Cuando regresa, su tío le dice que es imbécil por no haber fundado cuidad, así que le quita el negocio y se lo da a Hernán Cortés. Cortés trae líos por Catalina Suárez, la "marcaida", y algunos otros líos del estilo. Así que acepta —también el aliciente de la fortuna lo anima. Sale con 11 naves, 16 caballos, 580 soldados, 109 marinos y dos curas. Después de recorrer la senda abierta por sus dos antecesores, llega a Tabasco y Veracruz. Logra una alianza con el "cacique gordo" de Cempoal. Entra a México, por primera vez, con 15 caballos, 32 ballestas y trece escopetas.
Diego Velázquez, que se entera de que Cortés se le ha alzado con la armada, manda a Pánfilo de Narváez a recuperarla. Lleva 900 hombres, cañones, escopetas, caballos, etc.)
En España, el rey Carlos enfrenta la revuelta de los comuneros.
En México, Cortés después de vencer diplomáticamente a Narváez, recupera México.
Lo curioso es que los comuneros que peleaban contra el rey usaban flechas envenenadas, una técnica americana 100%.
La Fuente de la eterna juventud
El hombre medieval, como advertí en un principio que era el típico conquistador, tenía la plena certeza de que los médicos son brujos, que las reglas de la naturaleza son las que mandan; aunque también tenían por cierto que un brujo podía, con sólo soplarle a un corazón a alguien, volver a la vida un cadáver. Las imágenes en el imaginario colectivo de América eran llenas de gigantes, oro, enanos, oro, amazonas, oro, sirenas y demás fantasías. Y más oro.
Ponce de León (que llegó con Colón) fue gobernador de San Juan de Puerto Rico. Después, a sus 60 años quiso descubrir y llegó a La Florida, donde una flecha le da y por la herida le entra la muerte. A su paso bebió de cada río para cerciorarse de que no fuera La Fuente.
Se inicia el rumor de una tierra encantada en la Florida, y casos como el de México o el Perú, son el aliciente. Pánfilo de Narváez sale de España a la Florida con 600 hombres. 160 jóvenes se quedan en Santo Domingo. Cuando llega a la Florida este es su itinerario: los Apalaches, Aute, vaga perdido, regresa a la costa, pero ¿y los barcos? Deciden armar 5 barcas, que fueron hechas por un carpintero y ningún hombre de oficios. Se hacen en 40 días. Deciden partir porque, después de probar también de todos los ríos no encontraron La Fuente. Obviamente, como la mente menos audaz lo pudo anticipar, naufragan. Sólo sobreviven 4, entre ellos el famoso Alvar Néñez Cabeza de Vaca, que escribirá Naufragios algún día, pero antes de ello se hará brujo (cosa muy fácil, en esa época todos lo sabían).
Cabeza de Vaca regresa a España y gracias a su fama se expande el rumor.
Hernando de Soto quiere hacer la Florida (ya había ido con Pizarro al Perú). Llega al Mississipi y se pierde en el puro río. Y buscando el agua de La Fuente, muere ahogado.
El Dorado
Para ir a sue encuentro al mismo tiempo se mueven 3 ejércitos.
De Venezuela sale Nicolás Fedderman. De Ecuador Sebastián de Belalcázar (desprendido de Pizarro). Y de Colombia Jiménez Quesada (otro viejo hombre). Tras años de búsqueda —esta vez la fe no se acabó tan pronto— y de pasar de millares de hombres a pocas centenas, los tres ejércitos se encuentran en un altiplano, pero como están tan diezmados no guerrean. Mejor irán los capitanes a hablar con don Carlos V para que él decida quién será el Gobernador de la Nueva Granada. El que salió de Venezuela creía tener al rey de su parte por ser de Alemania, el de Ecuador por ser antiguo fiel y servidor de la corona en América, y el tercero por su linaje.
Los hombres que se quedan en ese altiplano se revelan, usan a los indios a su antojo y lo mejor (para ellos) encuentran una mina de esmeraldas.
Francisco Puente
Asociación Mexicana de Estudios Histórico Militares
Universidad Nacional Autónoma de México
**Esta exposición estuvo basada en su mayoría en Biografía del Caribe de Germán Arciniegas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada